Que es agile marketing

¿Sabes lo que es el Agile Marketing?

El agile marketing es la nueva forma que tenemos de hacer el marketing digital. Frente a las antiguas técnicas de planificación laboriosas de las campañas de publicidad, tenemos un modo de trabajar más dinámico, más rápido, que nos viene dado por el éxito de las redes sociales y la velocidad con la que cambian. Estas modificaciones producen una retroalimentación que hace que tengamos que cambiar las campañas a gran velocidad.

Qué es el agile marketing

Está inspirado en el desarrollo ágil del software que nace con la idea de mejorar la velocidad, la capacidad de adaptarnos y la transparencia para que podamos cambiar las campañas de marketing.

Todo esto nace del Manifesto for Agile Software Development, una declaración de cinco valores y doce principios fundamentales a partir de los cuales se desarrolla todo el software.

Los valores que propugna son:

- Capacidad para adaptarse a los cambios; no podemos centrarnos solo en un guión preestablecido.

- Lo más relevante en las campañas son los datos obtenidos y las pruebas, que estarán por encima de cualquier opinión que hayamos establecido.

- Realizaremos muchas pruebas pequeñas, intentaremos evitar las tareas de gran tamaño.

- Las campañas las centraremos en las personas y las interacciones con ellas.

- Todo el trabajo del equipo se basa en la cooperación entre sus miembros; no tendremos un escalafón de puestos donde se integrará la plantilla.

La gran ventaja de esta forma de trabajar es que podemos adaptar rápidamente una campaña si falla, al trabajar en grupos pequeños donde vemos rápidamente los resultados. Estos cambios no serían posibles si trabajásemos en grandes proyectos, lo que no nos permitiría un cambio en la mitad de la campaña.

El agile marketing en marketing digital

Cómo poner en marcha el agile marketing

Para poder trabajar de esta manera en el departamento de marketing de nuestra empresa debemos:

Centrar nuestros recursos 

Un titular bien hecho, las llamadas de atención, los párrafos iniciales. Al final, el 80 % del resultado lo obtenemos del 20 % de nuestro esfuerzo, por lo que tenemos que seleccionar muy bien.

Estructura de mando

La estructura tradicional de mando y de forma de trabajar no tiene sentido. Las personas que van a desarrollar la campaña deben poder reunirse y tener la retroalimentación de los objetivos del proyecto y el grado de satisfacción que vamos alcanzando.

No tiene sentido que los responsables de departamento sean los únicos contactos con los clientes y que luego nos transmitan la información al personal que lo tiene que desarrollar. Para un funcionamiento más ágil, los encargados de desarrollar los proyectos deben reunirse con los clientes.

- Información clara y rápida

No debemos realizar un gran memorando para desarrollar luego el proyecto. Recoger gran cantidad de información para luego procesarla y crear un documento para el equipo de trabajo puede ser una pérdida de tiempos y recursos.

La información sobre la que vamos a trabajar en el proyecto se debe recoger de manera fluida y concisa. La podemos publicar en lugares públicos como pizarras o paneles, donde todo el mundo tenga acceso y todos podamos aportar de manera rápida ideas y mejoras en el proyecto.

- Evaluación periódica del proyecto

No debemos esperar a acabar las distintas fases del proyecto para evaluarlo y ver sus resultados. Debemos analizar periódicamente la evolución del proyecto, ver el grado de éxito que hemos logrado y poder de esa manera adaptarnos rápidamente a las nuevas necesidades y corregir los errores detectados.

- Objetivos pequeños

No intentemos hacer un megaproyecto de marketing digital que nos tenga semanas sin publicar o hacer nada. Hay que realizar acciones de resultados rápidos y breves. Debemos mantener a nuestros seguidores entretenidos constantemente.

- Buscar retos nuevos

El concepto clásico de un responsable de departamento o de un director de las tareas desaparece con esta nueva forma de trabajar. Todos los miembros del grupo pueden elegir hacer nuevas tareas de manera autónoma, lo que provoca un aumento de la motivación de los miembros del equipo y que avancemos más rápidamente en las distintas fases del proyecto.

- Racionalización del tiempo del proyecto

No por emplear más horas vamos a obtener mejores resultados y más rápidos. Las jornadas muy extensas de trabajo hacen que los miembros del equipo bajen su rendimiento y no obtengamos unos resultados de calidad por la saturación de horas.

Necesitamos marcar unos tiempos acordes, con descansos suficientes para recargar las fuerzas y generar nuevas ideas, un equipo fresco avanzará mucho más rápido y logrará proyectos de mucha más calidad.

Cómo trabaja el equipo

Para que nuestro proyecto funcione bien realmente, necesitaremos un buen equipo, con buenas capacidades, que se coordine bien y que se centre en las tareas del proyecto. Debemos liberarlos de las tareas rutinarias para que se centren en lo importante, que trabajen todos juntos en lo que se denomina sala de guerra.

Los miembros de esta sala de guerra variarán según los objetivos que deseemos alcanzar. Si necesitamos más profesionales con perfil analítico, más ingenieros o gente más práctica. Además, necesitamos que el grupo tenga contacto directo con el resto de los miembros de la compañía y no tengan barreras para acceder a la información o los recursos.

El trabajo en equipo en el agile marketing

Qué hacen los miembros de la sala de guerra

- Se fija el rumbo del grupo

Los miembros del grupo se reúnen y establecen los objetivos durante todo el proyecto, las reglas a seguir para modificar las acciones, las formas para evaluar el proyecto y la toma de decisiones.

- Análisis de datos

Debemos analizar rápidamente los datos y los logros que se han alcanzado para ver si tenemos nuevas oportunidades o cambios que realizar.

- Definir las pruebas

Debemos establecer la forma en que vamos a probar el proyecto para que podamos evaluarlo.

- Ejecutar las pruebas

Debemos probar estas pruebas para comprobar si funciona y poder medir los resultados.

- Retroalimentarse con los resultados

El equipo debe analizar los resultados de estas pruebas y aplicar las conclusiones al resto del proyecto.

El agile marketing es una técnica muy utilizada, ya que responde a la perfección a la velocidad que nos exigen las redes sociales.

¿Ya la has probado? ¿Crees que podrías hacer un equipo en tu empresa para ejecutar proyectos bajo estas premisas?

Sin comentarios

Añadir un comentario