diferencias entre title y alt blog de seo

¿Etiqueta Alt y Tittle son lo mismo?

Todos los que trabajamos con sitios web, sabemos de la importancia de las etiquetas title y alt, sobre todo a la hora de optimizar las imágnes de un sitio web.  Ambas etiquetas comparten al menos una característica: deben ser "breves y concisas".

Pero, ¿cuáles son las diferencias entre ambas?

- Aparte de ser útil para el SEO, Alt nos serviría en caso de que la imagen fuera borrada del servidor, o de que no fuera cargada correctamente. De esa forma, lo que verían los visitantes sería el texto alternativo de Alt (dicho sea de paso, Alt toma su nombre de "Alternative text"). Al margen de que cada navegador la pueda interpretar de manera distinta, esta etiqueta es obligatoria. Es lo más parecido a los subtítulos.

- Title es lo más similar a un epígrafe, aunque, además de ser un complemento visual, cumple las funciones de posicionamiento para nuestro SEO. Por eso es importante que allí describamos el archivo que publicamos. Una manera inteligente de utilizar esta herramienta, es aportando datos extra a la imagen (recordemos que la descripción 100% fiel ya está en la etiqueta Alt).

Según el World Wide Web Consortium (o WC3), Alt también sirve para la comprensión de las personas invidentes. Mediante este atributo, su navegador podrá explicarles qué es lo que hay en esa imagen. Como ya sabemos, la accesibilidad es una de las claves de la Internet 2.0.

¿Cuándo es conveniente agregar las etiquetas?

Lo ideal es que, si nos referimos a objetos que van a estar en nuestra web desde su lanzamiento, ya le incluyamos el Alt y el Tittle cuando los subimos. Sería una tarea mucho más engorrosa si más tarde tuviéramos que modificar, una por una, las imágenes. Se podría resumir en un dicho: "No dejes para mañana lo que puedes hacer hoy". Sigue siendo válido, ¿verdad?

El propio Google confirmó que indexa todas las imágenes mediante las etiquetas Alt. Así formó gran parte de su base de datos, que tiene fotos ordenadas no sólo por tamaño, sino también por color, tipo y tema. Sería un trabajo engorroso para un humano, pero es uno muy fácil si le aportamos esta información. Además, ¿a quién no le importa el SEO?

Lo fundamental, para que Google y los demás buscadores puedan indexarnos correctamente, es no mentirles en las descripciones. ¡No nos sirve ganarnos el odio de la empresa más grande de Internet!

¿Cómo utilizar mejor la etiqueta Tittle?

Para entender cuándo funcionaría de mejor forma esta herramienta, nos podríamos basar en un periódico, de esos que tenemos a mano en papel, o en la propia web. Allí veremos que los epígrafes son complementarios a las fotos, y que no explican exactamente lo que contiene la imagen (recordemos que a eso ya lo hará la etiqueta Alt).

Por ende, se recomienda utilizar textos similares a los que pondríamos en los apartados H1 o H2. Como ya explicamos anteriormente, de nada nos servirá que pongamos información falsa en nuestro Title. Es más: podría bajarnos muchos puntos.

En la actualidad los buscadores están yendo tras el objetivo de volverse cada vez más humanos. La práctica de keyword stuffing -en la que se repiten los tags de manera robótica-, según los autores, también "penaliza mucho".

Entonces, ¿cuál de las dos es más importante?

Sin dudas, la etiqueta Alt. Tal como lo analizamos, no solo ayuda, sino que también es obligatoria. Por último, y como ya vimos en un post anterior, lo ideal es que cuidemos el contexto de la imagen. Si seguimos estos pasos correctamente, solo será cuestión de tiempo hasta que veamos los resultados positivos.

Y a ti, ¿cómo te funcionó?

Añadir un comentario