Te enseñamos a usar infografías para tu marca

Como usar infografías correctamente con tu marca

Cuando se habla de infografías, se hace de una técnica de elaboración de imágenes mediante un ordenador. Sin embargo, el poder que le confiere su uso, la convierte en algo que va más allá. Alberto Cairo, uno de sus principales exponentes, las considera un arte funcional. ¿Y los buenos resultados que trasfieren, por ejemplo, al emplearlas en los contenidos de un blog o cómo herramientas recurrentes en el ámbito del marketing de contenidos? Así lo demuestran.

marketing de contenidos infografia

Su uso enriquece y optimiza cualquier proceso comunicativo. Sirven para entender, relacionar o estructurar información de forma clara, sencilla, gráfica y dinámica; para acelerar la comprensión y asimilación de sus contenidos y así llegar a más público. Por tanto, resultan útiles para comunicar conceptos complejos que de otra forma serían monótonos y difíciles.

También se usan para visualizar datos, sintetizar cantidades muy grandes de información, comprender procesos, como un gancho para captar la atención de las personas o como comunicación efectiva e inmediata.

   

¿Qué beneficios aporta su uso?

  • Los contenidos que incluyen una tienen hasta un 94 % de clics.
  • La mezcla de texto, visuales y vídeos aumentan el feedback del usuario.
  • Incrementan el encanto de una web y optimizan su imagen de marca.
  • Benefician el procesamiento de información.
  • Intensifican el tráfico web y mejoran su posicionamiento.

   

Consejos para diseñar una buena infografía

Pensar, investigar, decidir

Lo primero es identificar un tema. Para ello hay que llevar a cabo la correspondiente investigación y definir qué es lo que se quiere mostrar.

Hay que forjar una base. Aunque el diseño es clave, es preciso una buena recopilación de datos, ya que el objetivo principal es informar y comunicar. Además, publicar un contenido poco relevante no generará el interés de la audiencia.

Es aconsejable echar un vistazo a lo que ya se ha publicado puesto que sirve para darle una vuelta de hoja y mejorar lo que ya se ha hecho. Diferenciarse es un reto, pero un acierto.

Igualmente es primordial mencionar las fuentes de donde se extrajo la información o citar al correspondiente autor. Tampoco se debe olvidar leer los términos y condiciones de los sitios de origen.

    

infografias para tu blog

Elegir el formato que mejor se adapte

Es el momento de realizar todos los bocetos que sean necesarios para decidir la estructura ideal; el tamaño de la misma y de los elementos que va a contener.

Después de elegir la temática y planificar, toca encuadrar tu trabajo de la manera más apropiada para extraer todas sus posibilidades. Es el momento de darle forma.

En una infografía la organización es la clave. Decidir el uso de números, gráficas, mapas, iconos, etc., que servirán para enriquecer y especificar el contenido.

    

Plasmarlo de la manera más efectiva

Una de las principales virtudes de esta herramienta es que ofrece infinitas posibilidades. El último paso es elegir el programa y plantilla que mejor satisfaga las necesidades y poner la idea que está sobre el papel o en la cabeza en marcha.

Dentro del marketing de contenidos las infografias son imprescindibles en los post del blog corporativo. Por su atractivo y eficacia. Pero nunca hay que perder la coherencia.

    

Para ti ¿cuál es la mejor infografia?

Añadir un comentario