Consejos para la comunicación digital

6 consejos para la comunicación digital

La comunicacion digital trasciende el ámbito de las operaciones dadas para transferir información. Es decir, supera el hecho de que un mensaje se acomode a la nueva realidad por un simple cambio en las herramientas tecnológicas empleadas.

No cabe duda que la invención de la escritura ha producido un impacto gigantesco en las capacidades intelectuales humanas. Se mantiene y amplifica hasta nuestros días con las múltiples aplicaciones derivadas. Por un efecto de menor alcance pero similar, hoy, la comunicación digital obliga a repensar para la empresa la creación y edición de contenidos.

Claves para aprovechar la comunicación digital en el marketing

La comunicación digital sobre cualquier otra modalidad anterior está sujeta a objetivos o fines. Con cada plataforma aparecen herramientas capaces de medir cuantitativamente la efectividad de un acto de comunicación.

Una estrategia prometedora en marketing no puede ignorar los medios con los que cuenta para obtener de ellos el máximo rendimiento. La segmentación del público objetivo hasta llegar prácticamente al individuo y la capacidad de producir mensajes singularizados de forma masiva son dos recursos claves. Quien se sirve de ellos aprovechando al máximo sus potencialidades se encuentra bien orientado.

Segmentación público objetivo

A modo de resumen se pueden señalar algunas características que se van descubriendo para optimizar resultados:

1. La comunicación digital forma identidad y construye marca. Efectivamente la identidad de una empresa queda reflejada en el estilo y eficacia de sus comunicaciones. La adopción de un tono apropiado y el grado de proximidad con el cliente generan emociones positivas. En especial, si es coherente con la misión de la empresa.

El descubrimiento de las emociones como fijadores de experiencias memorables y en último término de fidelidad a la marca debe ser aprovechado. Está en juego una baza definitiva en el posicionamiento frente a la competencia. Diferenciarse por servicios y productos suele tener menos margen.

2. La capacidad de medir hace más accesibles los objetivos. Una empresa debe administrar con eficacia las acciones realizadas por sus empleados y departamentos. La habilidad para fijar metas y aproximarse a ellas es una cualidad indispensable en equipos humanos reunidos por compartir intereses.

La tecnología digital facilita que se encuentre una forma eficaz de gestionar el flujo de información. La que se requiere en cada caso para facilitar, promocionar o acompañar con un nuevo valor a una venta.

3. Interesar, organizar y dirigir. Los clientes se ven envueltos en un mar de información. Muchas veces los impactos de este excesivo volumen son mínimos y se resuelven con una evidente insensibilización frente a la publicidad o la promoción. El primer servicio que una empresa moderna presenta ante sus clientes es servirles de apoyo ante sus necesidades, gustos o estilos de vida.

Este apoyo actúa para descubrir nuevos valores, dar argumentos claros y definitivos ante una elección y posicionarse como una fuente informativa coherente, fiable y actual. En definitiva, asociar la marca con una idea compartida de orden frente al caos del conjunto de las demás propuestas.

4. La centralidad y el foco de las actuaciones se sitúa en la persona vista integralmente. La tecnología aplicada a la digitalización de la comunicación no debe aspirar a prescindir del factor humano como determinante en las relaciones comerciales. Al contrario, presta un servicio inestimable para que el acto de vender parezca que vuelve a los orígenes del trato directo y personal. La confianza se construye lentamente con la continuidad en acciones interpretables como personalizadas, cercanas y satisfactoriamente compartidas.

Factor humano para las relaciones comerciales

Consejos para escribir mejor

Los medios digitales han dado un nuevo relieve a la acción de escribir. Este acto desde una organización empresarial debe estar sujeto a un análisis minucioso previo. No se trata de poner en duda las capacidades comunicativas adquiridas o innatas de sus empleados que trabajan frente al público con herramientas digitales. Es más bien dar coherencia y un mismo estilo que identifiquen a la marca por un toque especial y diferenciado. Para eso ayudan los siguientes consejos:

1. Creación de un libro de estilo de comunicación. Es un elemento esencial en los medios de comunicación generalistas. Se trata de una recopilación ordenada de recomendaciones para hacer del acto de comunicar un nuevo valor. Más allá de la corrección social, la veracidad y el tono apropiado se han de encontrar elementos comunicativos positivos vinculables con la marca.

Libro de estilo de comunicacion

2. Neutralidad ideológica y de opinión frente a cuestiones ajenas al negocio. El lenguaje ha de descargar los indicios que se puedan interpretar mal en este sentido. La intención nunca es suficiente.

3. Empleo oportuno de expresiones propias que generen impulsos de acción positivos. También importa que se encuadren en las aspiraciones mayoritarias de la sociedad. No debe ser nunca contradictorio con el punto anterior, la diferencia es tan grande como la que hay entre posicionarse y compartir.

Como conclusión, la comunicacion digital es un instrumento muy poderoso para consolidar equipos, generar valor de marca y despertar interés entre el público objetivo.

Nos interesan tus experiencias y opiniones sobre este tema, así que déjanos un comentario contándonos tu historia. 

Sin comentarios

Añadir un comentario

Buscar
Suscribirse

¿No quieres perderte nada? ¡Suscríbete a Seigoo!

A los efectos previstos en el Reglamento General de Protección de Datos (RGPD), se le informa que los datos personales que nos facilita a través de este formulario se incorporarán a un fichero de la entidad DAYVO SISTEMAS S.L.U.. Puede ver información detallada en nuestro Aviso Legal y Política de Privacidad.

Síguenos