5 técnicas interlinking SEO

5 técnicas básicas de interlinking SEO

Estamos en 2021, nadie nos va a enseñar ya qué es el SEO, pues todos tenemos más o menos una idea clara de cómo funciona y de por qué es importante. Pero en este post nos vamos a centrar en el concepto de interlinking, descubriendo por qué deberíamos cuidarlo y qué 5 técnicas nos van a ayudar a construir un sitio web más fuerte.

Definiendo interlinking SEO

El interlinking o enlazado interno no es más que crear enlaces entre diferentes lugares de nuestra página web. Así de sencillo. De la misma forma que es posible crear enlaces en nuestros artículos que lleven a otras webs, el enlazado interno nos permite interconectar los contenidos de nuestro dominio. Es importante no realizar este enlazado de forma aleatoria y generar una estrategia para que el posicionamiento de nuestro dominio sea cada vez mejor.

Las ventajas del interlinking SEO

El enlazado interno nos va permitir generar una experiencia más cómoda para las personas usuarias de la página, pues la navegación por el contenido interno va a ser mucho más fluida y de fácil acceso. Y esto, al fin y al cabo, se va a transformar en un mayor tiempo dentro de nuestra página, un mayor número de visitas a nuestros artículos y, en última instancia, una tasa de conversión superior. Y esto, queridas y queridos amigos, impulsará nuestro posicionamiento.

5 técnicas básicas de interlinking

Pero vayamos directos al grano. ¿Cómo podemos mejorar el posicionamiento de nuestra web a través del enlazado interno? Pues con estas 5 técnicas básicas:

1. Enlazado por verticales

Consiste en la inserción de enlaces en diferentes sitios de la página principal de una categoría de nuestra web hacia otras páginas de inferior rango dentro de esa misma categoría. Si en nuestra web, por ejemplo, vendemos ropa, en la categoría hombre podríamos crear enlaces hacia las subcategorías “zapatos hombre” y “pantalones hombre”. También resulta útil enlazar estas subcategorías entre sí.

2. Links entre URLs informacionales y transaccionales

Es otra de las técnicas de posicionamiento SEO por excelencia. Se basa en la generación de tráfico en las URLs informacionales de nuestra web para derivarlo a través de enlaces a las URLs transaccionales. Es decir, utilizar un lugar más general donde aportemos información de valor para el visitante que tenga mucho tráfico para situar nuestros enlaces a la página en la que se ofrece el servicio. Por ejemplo, en una página sobre venta de cursos de meditación, utilizar un artículo sobre los síntomas del estrés para situar un enlace a nuestros cursos.

Enlaces interlinking

3. Top URLs con mayor autoridad y enlaces externos

A través de herramientas como Ahrefs, podemos conocer el número de enlaces externos, dominios de referencia y autoridad de las URLs de nuestra página web. Una vez conocidos estos datos, sólo tenemos que enlazar a las URLs que consideremos más importantes para el posicionamiento SEO.

4. Top URLs con mayor popularidad interna

Se trata de tener en cuenta también la popularidad interna de nuestras URLs para situar los enlaces a las URLs potencialmente rentables para el negocio.

5. Top URLs que generan un mayor tráfico

Tras analizar las páginas que, según Analytics, generan más tráfico orgánico, elegir las más importantes en función del tipo de semántica o de artículo que queremos adaptar para situar los enlaces a las URLs a través de las cuales queremos potenciar el SEO.


Si ya conocías estas técnicas de interlinking SEO, cuéntanos en un comentario cuál de ellas aplicas y si te funciona bien. O si, por el contrario, hay alguna otra que opines que puede ser más eficiente, también nos la puedes contar por aquí abajo.


Sin comentarios

Añadir un comentario