SEO internacional errores que evitar

5 fallos en el SEO internacional

Cada vez hay más negocios online que optan por la internacionalización de sus ventas. Ésto no solo requiere ampliar el alcance de los servicios más allá de las propias fronteras, sino también el desarrollo de una sólida estrategia de SEO internacional que garantice la presencia de la empresa en todos los ámbitos geográficos.

El SEO internacional, debido a su naturaleza, tiene ciertas particularidades que lo hacen un poco más complejo. Sin embargo, su potencialidad para todo negocio lo hace un aliado muy interesante para cualquier estrategia de marketing online.

Cinco fallos que no deben cometerse

Si se desea aprovechar toda la capacidad del SEO para un negocio, hay cinco fallos comunes que deben evitarse.

1. Traducción literal de keywords

Aunque los traductores profesionales conocen perfectamente los idiomas de origen y de conversión de un término o frase, esto no es garantía para que sus traducciones funcionen en el mundo del marketing. Dicho en otras palabras: muchos traductores saben traducir para personas, pero no para buscadores.

Por este motivo, en el SEO internacional es necesario cuidar las traducciones de las palabras clave, de forma que los buscadores como Google tengan facilidad para indexarlas y localizarlas.

Traductor keywords

Para esto, lo más conveniente no es solo localizar a un traductor nativo del idioma de destino, sino que, además, esté especializado en marketing y en SEO (a ser posible, en el internacional). Esto asegurará que la traducción de palabras clave esté optimizada para buscadores y la web sea fácilmente localizable en ellos.

Por otra parte, existen herramientas como Google Trends que facilitan el análisis de palabras clave en cualquier idioma a nivel mundial. Es una herramienta muy interesante para esta modalidad de SEO, pues permite buscar y localizar palabras clave equivalentes a las del idioma propio.

2. Mantener la misma URL para idiomas diferentes

Un error bastante común, y del que no todo el mundo se da cuenta, es el del idioma de las URL. Sin embargo, esto es algo fundamental en este SEO. Para que los buscadores identifiquen fácilmente un contenido, no solo deben traducirse los contenidos de la web, sino también las direcciones URL.

Un buen ejemplo puede ser el de una tienda de moda. Si en su página web en español hay un artículo cuya URL es «www.miweb.es/producto/camiseta-para-mujer», de nada sirve traducir todo el contenido de esa web (descripción del producto, etc.) si no se traduce también la URL.

Si se desease penetrar en los buscadores de habla inglesa, debería traducirse la URL a ese idioma (por ejemplo: «www.miweb.com/product/woman-t-shirt») por un motivo lógico: los angloparlantes no buscan productos en español, sino en inglés. Y así ocurre con todos los demás idiomas.

3. No enlazar al contenido en otros idiomas de la web

Otro error básico consiste en aislar la web de cada idioma de las demás. Esto, al mismo tiempo que puede suponer un problema de accesibilidad para los usuarios (siempre habrá usuarios que aterricen en una web de idioma equivocado y quieran arreglar este problema), supone también un problema para el posicionamiento SEO a escala internacional.

Debe recordarse que la riqueza estructural de una web, los enlaces internos y la interacción entre ellos son elementos valorados por los motores de búsqueda y que, por tanto, es interesante cuidar. De nada sirve tener varias webs en idiomas diferentes pero sin conexión entre ellas.

Además, este problema es bastante sencillo de solucionar: basta con añadir algún botón en la parte superior de la pantalla que incluya un enlace a la versión web del idioma seleccionado. Esto se puede realizar con iconos de banderas, diminutivos de idiomas («ES», «EN») o métodos similares.

Idiomas en el seo internacional

4. Hacer que todas las versiones internacionales de la web converjan en una sola

Con el objetivo de evitar contenido duplicado, muchas veces se prefiere canonizar una única versión de la web (en general, la del idioma con mayor tráfico). Sin embargo, esto es un error que no aprovecha las características del posicionamiento internacional.

En primer lugar, ya se ha indicado que los motores de búsqueda posicionan mejor los sitios web con gran cantidad de páginas visibles. Cuando se elimina la posibilidad de que los buscadores localicen las diferentes versiones de la web, lo que se consigue es perder relevancia en el posicionamiento internacional.

Por otra parte, suprimir las diferentes versiones de una web no es la forma óptima de solucionar un problema de contenido duplicado. Para eso ya existe la función de la geolocalización, que indexa los resultados de búsqueda según el mercado y la audiencia.

Por tanto, lo mejor es no canonizar una sola versión de una web sino dejar que los motores de búsqueda gestionen las diferentes versiones a su manera.

5. No adaptarse a los usos locales

Ya no se trata de traducir únicamente contenidos o keywords, sino de adaptar la web a las costumbres locales del mercado en el que se desea estar presente. A veces, incluso cuando se habla el mismo idioma, el contenido y el enfoque que se le dé a una web debe ser diferente según los usos de la población a la que vaya dirigida.

Por otra parte, una estrategia de enlazamiento e indexación para los motores de búsqueda debe integrarse en medios a los que no se esté acostumbrado en el país de origen.

Véase el ejemplo de las redes sociales: aunque en el mundo occidental se use Facebook, Instagram y Twitter como principales redes sociales que complementan toda estrategia de SEO internacional, no deben ser olvidadas otras redes sociales de uso local como Weibo en China o VK en Rusia.

Entre el marketing y la interculturalidad

Como puede verse, las técnicas de posicionamiento orgánico internacional combinan dos grandes áreas. Por un lado, el conocimiento de los motores de búsqueda y sus reglas de funcionamiento. Por otro, la investigación cultural y el conocimiento de los usos locales que, a veces, pueden parecer extraños en los países de origen.

Sin embargo, cuando se emplea correctamente, el posicionamiento orgánico internacional puede abrir los horizontes de cualquier negocio y potenciar una web de forma casi ilimitada.

¿Tienes experiencia en SEO internacional? ¡Cuéntanos qué te parece!

Sin comentarios

Añadir un comentario