¿Qué es y en qué consiste el dark social?

¿Qué es y en qué consiste el Dark Social?

El dark social, a pesar de tener un nombre tenebroso, es el flujo de visitas que recibe una web y cuyo origen no está del todo definido. Esto puede ocurrir al compartir los enlaces de un sitio mediante correo electrónico, aplicaciones de mensajería instantánea o clics a un enlace desde una conexión segura entre otros.

En este post se desentrañará todo lo que esconde, sus ventajas y sus desventajas.

Conocer el dark social

El impacto que puede tener en un sitio web convencional puede ser incluso del 50 %. Sobre todo ocurre con el compartir contenido a través de teléfonos móviles, que cuentan con un apabullante 82 % de contenido compartido.

Por esto, conocer de qué trata parece una opción a tener muy en cuenta para poder aprovecharlo en cuanto al inbound marketing.

Ventajas y aprovechamiento

En primer lugar, aprovechar el dark social es aprovechar las visitas. Se comparten mediante esta técnica el doble de contenidos que en Facebook, por ejemplo. Aunque aparezca en la web como tráfico directo, no lo es, y conseguir desenmascararlo puede conllevar una gran cantidad de visitas directas al sitio online.

Por otra parte, puede servir como modo de segmentación. Se ha demostrado que el 46 % de los consumidores de 55 años y mayores comparten contenido mediante este método, mientras que un 19 % de jóvenes entre 16 y 34 años no lo prioriza. Así pues, analizando la web es posible averiguar a qué publico se interesa más y a cuál no.

También resulta una gran oportunidad para el marketing, pues estas visitas pueden provenir del boca a boca. Con esto, un sitio web estará dotado del aura de credibilidad que proporciona la recomendación personal. Además, es crucial para ciertos sectores como el turismo o la gastronomía debido a que un 70 % de las visitas proceden de este método.

dark social

Desventajas y soluciones

La principal desventaja es el desconocimiento de los lugares en los que nacen estas visitas. Más aún cuando se trata de grandes corporaciones que han invertido una considerable cantidad de dinero en promoción mediante las redes sociales y no consiguen ver el fruto de su inversión. Sin embargo, tanto para las grandes empresas como para las pequeñas o medianas, existen ciertas soluciones que se pueden llevar a cabo para intentar descifrar quién visita una página.

Acortar URL

Mediante acortadores en línea, si una URL resulta demasiado larga, puede quedar realmente simplificada. Esto supone, entre otros, la posibilidad de incluir el enlace en redes sociales como Twitter, que determinan un número de caracteres.

Agregar parámetros UTM y botones de compartir

Seguramente, un usuario decida presionar el botón de compartir (en Facebook, vía WhatsApp...) antes que copiar y pegar la dirección de enlace. Aunque pueda parecer que se vuelve al principio y que las visitas generadas por "compartir" seguirán siendo dark social media, los códigos UTM lo solucionan. En efecto, se pueden configurar para que cuando se reciba una visita, se detecte que ha sido proveniente de estos botones.

Integrar las publicaciones en los correos electrónicos

Existe la opción de insertar un código embed en las campañas de email marketing para llevar al usuario a una página principal o a una secundaria donde se le pidan los datos.

En conclusión

El dark social media es muy difícil de eliminar, por lo que es conveniente saber convivir con este y aprovecharlo de la mejor manera que convenga a un negocio. Estos son algunos de los mejores consejos, pero existen muchos más.

¿Qué consejo te ha resultado más útil? ¿Qué opinas del dark social?

Sin comentarios

Añadir un comentario