Marketing digital aliado de pymes

El marketing digital aliado de las PYMES con el covid

Una de las únicas cosas positivas que podemos sacar del covid es el marketing digital. El cambio de estilo de vida que ha vivido la sociedad y la reducción de la movilidad ha obligado a las empresas a cambiar su estrategia y a apostar más por la digitalización. Especialmente si hablamos de la pequeña y mediana empresa.

¿Por qué invertir en marketing digital en tiempos de coronavirus?

Para muchos pequeños empresarios que cuentan con recursos limitados invertir en la transformación digital ha sido siempre un punto y aparte. Muchos lo ven como una inversión en algo totalmente intangible y que no genera beneficios a corto plazo. Poner en marcha una página web, llevar a cabo una estrategia SEO o tener presencia en redes sociales parecía meras formalidades para muchas pymes.

No obstante, el crecimiento de las compras online es un hecho totalmente contrastado, especialmente gracias al confinamiento, donde la demanda del comercio electrónico creció un 75 %. En este sentido, la presencia digital se ha convertido en el gran aliado de las pequeñas y medianas empresas en tiempos de coronavirus.

La digitalización no consiste simplemente en que contemos con equipos informáticos sino en tener una página web, perfiles de redes sociales y poner en marcha estrategias de SEO y SEM para facilitar que nuestro público objetivo nos encuentre. Es importante comunicar el mensaje de que nuestra empresa sigue abierta a pesar de la crisis y que seguimos ofreciendo nuestros servicios. Además, esto no es un paréntesis, sino que la transformación digital ha venido para quedarse. Por ello, realizar este cambio ahora permitirá abordar el futuro de otra forma.

Pymes y marketing digital

Creatividad e innovación junto al marketing

El coronavirus solo ha acelerado algo que ya era un hecho. Los patrones de compra ya estaban cambiando gracias a Internet. Por ello, nuestras tiendas de zapatos o de ropa han de entender que el cambio es necesario y que puede convertirse en un gran aliado. Vender a través de Internet permite reducir costes de stock, de personal e incluso hacer una mejor previsión de gasto.

Lo mismo pasa con todas las empresas que son prestadoras de servicios. Poder ofrecer sus servicios desde casa gracias a Internet también supone una reducción de costes en cuanto a alquiler de local y desplazamiento. Además, las estrategias digitales, como SEM, permiten la captación de clientes potenciales con un presupuesto inferior al de otros canales más tradicionales como la televisión o la radio.

Esto no significa que tengamos que abandonar por completos canales más tradicionales. De hecho, muchas empresas comunicaron su apertura y todas las novedades que iban ocurriendo durante la pandemia a través de las redes sociales. Usaron un canal digital para un fin offline, lo que demuestra la gran capacidad de sinergia que existe entre las diferentes plataformas.

Dar cercanía a través de las redes sociales

En nuestros locales comerciales estamos acostumbrados a ofrecer un trato cercano. Ahora, con la pandemia del coronavirus es importante trasladarlo a las redes sociales donde nuestro público objetivo pueda comentar la actualidad de nuestro negocio o atender dudas de atención al cliente.

Por estas razones, las pequeñas y medianas empresas han encontrado en la digitalización a su gran aliado por el COVID-19. Han podido seguir realizando negocio en una crisis que sin el entorno digital hubieran estado obligados a cerrar. Apostar por la transformación digital ya no es algo exclusivo de compañías multinacionales con grandes fortuna.

El covid-19  ha obligado a que tanto una empresa muy grande como una pequeña zapatería de barrio tengan su página web o sus redes sociales e inviertan en digitalización.


¿Aprovechar esta oportunidad permitirá cambiar el paradigma empresarial que conocíamos?


Sin comentarios

Añadir un comentario