Las redirecciones en tu web y el SEO

Cuando se trabaja el SEO de un sitio se busca mejorar su posicionamiento, lo que implica fijarse mucho en la atención que dedicamos a la redirección. Aunque a menudo se llevan a cabo tareas de mantenimiento para mantener un espacio web actualizado y ordenado, no hacerlo de manera correcta puede suponer importantes penalizaciones.

Es esencial que la persona responsable del sitio tenga en cuenta cómo y cuándo debe llevar a cabo las redirecciones de una web. No solo por lo que se señala en cuanto a consecuencias negativas para el proyecto, sino también por los problemas de rendimiento que puede llegar a generar. Por este motivo, se exponen algunas claves que ayudarán a lograr un resultado óptimo.

Las redirecciones en tu web y el SEO

Un buen trabajo en redirección es un buen trabajo en SEO

Las redirecciones deben utilizarse en circunstancias muy concretas, de manera que se garantice su utilidad. A continuación se exponen con detalle algunas razones para llevarlas a cabo:

1. Enviar al usuario a otro sitio web: pese a que el visitante no percibirá el cambio de página, se logrará que al acceder a una URL concreta sea automáticamenteremitido a la deseada, evitando errores indeseables.

 2. Se mueve o elimina una página: en este caso, es fundamental no permitir que la URL desaparezca, ya que supondrá un error grave que afectará al sitio y, por tanto, al posicionamiento. Una buena redirección conducirá al usuario adecuadamente.

3. Se cambia la estructura de URLs: ordenar y acortar la dirección específica de un contenido en un sitio es positivo, pero conviene recordar la importancia de que todos los enlaces queden funcionales en su nueva ubicación.

4. Cambio de dominio: en el caso de que se adquiera un nuevo dominio, habrá que redirigir las URLs del anterior al nuevo, evitando crear enlaces rotos que supondrán graves penalizaciones para la página.

5. Descatalogación de productos: si un producto en venta queda fuera de catálogo, habrá que proceder a una redirección. Así, se evitará que el cliente se frustre y se generará una mejor tasa de conversión.

6. Eliminar contenido duplicado por www o https: otra clave fundamental para el SEO de un sitio, ya que el contenido duplicado de cualquier tipo genera importantes penalizaciones en los motores de búsqueda.

Existe una redirección diferente para cada circunstancia

Redirección 301

Si se elimina o mueve una dirección de forma permanente, habrá que utilizar esta opción. Siendo la más común, no emplearla puede hacer perder todo el posicionamiento de esa URL.

Redirección 307

Muy utilizada para direcciones sensibles, como pagos. Se utiliza para cambios temporales, evitando que el usuario actualice la página.

Redirección 302

Permite conservar el contenido antiguo y el nuevo a la vez. Conviene evitarla, ya que los buscadores penalizarán.

Error 404

Si no se hace bien la redirección, el enlace de la URL se romperá y el usuario verá este error. Siempre es mejor personalizar la página de error 404.

Error 410

Gracias a este error se puede lograr que los motores de búsqueda no indexen un contenido indebido. Esto mejorará sensiblemente el SEO, evitando penalizaciones en el posicionamiento por una mala redirección.

Añadir un comentario