Te contamos en que consiste el Employee Branding

¿Que es employee branding?

Cuando se trata de promocionar la propia marca no hay nadie mejor que los propios empleados. Esta parece ser una máxima que se está consolidando en los últimos tiempos dentro del entorno del marketing y del panorama empresarial. Esta táctica se denomina employee branding.

Employee branding para impulsar la imagen de marca

Para dar a conocer un producto o servicio no hay mejor forma que dejarlo en manos de aquellos que lo conocen muy bien. De acuerdo con esto, el vínculo es real y, por lo tanto, la promoción será mucho más natural.

En este sentido, los programas de promoción se basan en otorgar a los propios empleados el sello de embajadores de la marca. Se establecen unas pautas a seguir y se les concede el poder de exhibir las iniciativas de la propia empresa a través de sus redes sociales.

Si se hace bien, la información se amplifica. Ya que los conocidos, amigos, familiares y contactos profesionales de los trabajadores la visualizan y comparten. Así, esta táctica puede suponer ese impulso definitivo (y bienvenido) para el marketing de contenidos.

Por ejemplo, si un empleado tiene una media de unos 200 amigos en Facebook, 54 seguidores en Twitter y en la estrategia de employee branding participan 20 trabajadores, se podría llegar de forma viable a 5.000 personas adicionales. De este modo, el número de impresiones potenciales se eleva de manera exponencial, ya que la participación de la promoción a través del empleado se incrementa.

Además, los algoritmos normalmente dan prioridad a los mensajes orgánicos de personas en la sección de noticias sobre los que envían las organizaciones. De modo que no hay nada que perder.

 

Impulsa la imagen de marca con employee branding, Seigoo

 

¿Qué debe tener esta estrategia de marketing?

Un programa de promoción a través del empleado debe incluir:

1. Una misión bien definida

- Que recoja lo que se espera lograr.

- Que englobe los beneficios tanto para la organización como para los empleados.

- Que defina las medidas a seguir para poder alcanzar el propósito.

- La misión debe adaptarse a los objetivos comerciales de la empresa. Por lo tanto, es necesario analizar bien los indicadores clave de rendimiento e incluirlos en la estrategia.

2. Contar con la participación ejecutiva

- El equipo ejecutivo y la dirección son los encargados de establecer el tono del programa de promoción.

- Es vital que la alta dirección se implique para motivar al resto de la compañía.

3. Identificar a los influencers internos

- Suelen ser aquellos que se muestran más comprometidos y que normalmente comparten por propia iniciativa todo tipo de publicaciones corporativas.

- Estos trabajadores pueden ayudar a que el método cobre impulso en sus primeras etapas.

- Hay que garantizar que los promotores estén completamente familiarizados con la política empleada en redes sociales.

- Se debe abarcar completamente la orientación sobre la configuración de perfiles, fotos, interacción con usuarios y consejos para compartir el contenido.

4. Diseñar un plan de recompensas

- Por ejemplo, ante un nuevo lanzamiento, se puede organizar un concurso en el que participen aquellos que compartan la noticia y optar a ganar un premio especial.

- Es aconsejable utilizar una herramienta u hoja de cálculo para llevar un control de aquellos que participen en la promoción.

- Igualmente, es necesario resaltar la razón por la que compartir contenido en representación de la empresa es algo que interesa e incumbe a todos.

5. Hay que seguir un método de seguimiento de datos

- Los empleados promotores pueden mostrar su interacción y, de tal forma, pueden diferenciarse como un participante especializado dentro de la propia organización.

- Asimismo, compartir contenido de marca bien elaborado es beneficioso y crucial para generar una imagen de marca sólida. En especial, es interesante utilizar canales como LinkedIn o Twitter.

- Con el tiempo, tocará medir la efectividad del programa. Para ello, hay que recuperar lo definido en la misión para determinar qué datos requieren seguimiento.

- Las métricas comunes a las que recurren los gerentes de programas son: la interacción del promotor (medir el número de participantes semanales y mensuales activos). El alcance social (controlar la cantidad de contenido que se comparte en las diferentes redes). Y el tráfico del sitio web (calcular en número de veces que se comparten determinadas URLs).

 

Tus trabajadores son los mejores embajadores de marca

 

Beneficios para nuestra marca de empresa

¿Qué ventajas se pueden obtener al convertir a los empleados en los embajadores de la compañía?

· Se incrementa la confianza y el alcance orgánico en redes sociales.

· Este procedimiento genera 8 veces más engagement.

· Asimismo, son 16 veces más atractivos de leer.

· Favorece la reputación corporativa en la red.

· El empleado se siente más vinculado a la empresa.

· En definitiva, aumenta el sentimiento de pertenencia al grupo.

En resumidas cuentas, a través del employee branding se combina a la perfección los recursos que ofrece el marketing con los propios recursos humanos de la organización para alcanzar un buen posicionamiento laboral.

Y tú, ¿confiarías en tus empleados para dar a conocer tus productos, servicios o propuestas?

Sin comentarios

Añadir un comentario

Buscar
Suscribirse

¿No quieres perderte nada? ¡Suscríbete a Seigoo!

A los efectos previstos en el Reglamento General de Protección de Datos (RGPD), se le informa que los datos personales que nos facilita a través de este formulario se incorporarán a un fichero de la entidad DAYVO SISTEMAS S.L.U.. Puede ver información detallada en nuestro Aviso Legal y Política de Privacidad.

Síguenos