Claves para un excelente diseño web

La excelencia en el diseño web es más necesaria que nunca. Un sitio no es solo un lugar desde el que operar: es la mejor tarjeta de visita. Un elemento de diferenciación, cuando ésta precisamente es indispensable para desmarcarse de la competencia, en un mercado en el que este aspecto se ha vuelto indispensable.

El diseño web es, por lo tanto, una necesidad más allá de un servicio. ¿Cómo se puede tener la seguridad de que este diseño esta a altura? ¿Cuáles son las evidencias de que el diseño es efectivo y rentable para un negocio? Repasamos esos factores que ha de ser muy tenidos en cuenta.

Las claves que garantizan el éxito y la rentabilidad de un diseño web

Si hasta ahora tener un diseño era sinónimo de tener un sitio bonito, ahora las cosas han cambiado. Estamos en un momento en el que esa excelencia de la que hemos hablado debe tener cimientos sólidos, un trabajo arduo detrás y toda una estrategia. De ahí que más de que de diseño, hoy en día se habla de arquitectura web.

1. La contratación de un buen hosting

Cuando hablamos de cimientos sólidos nos estamos refiriendo precisamente a este aspecto: a la contratación de un buen alojamiento. De nada valdrá un diseño diez si la página no carga o se cae asiduamente. El diseño ahora es entendido, insistimos, como algo que va mucho más allá de lo simplemente visual. En este aspecto, tenemos que tener en cuenta, entre otros muchos aspectos, dónde se va a desarrollar nuestro negocio. No es lo mismo tener pretensiones en nuestro país que tratar de vender en el extranjero.

2. Una arquitectura lógica y coherente

Además de una buena estética, un buen diseño de un sitio tiene que contar con una estructura o arquitectura web lógica. La excelencia de un usuario va a pasar irremediablemente por una navegación en la que la facilidad de uso y la comodidad sean las notas predominantes.

Diseño web exclusivo

3. Atención al binomio SEO-Web

No se entiende lo uno sin lo otro; es decir, habrá que prestar atención al número de páginas, servicios, enlaces, etc. Todos estos elementos que forman parte del diseño tendrán que estar pensados para el posicionamiento posterior SEO tan necesario. ¿Qué sentido tiene una web si luego no aparece en los buscadores? Habrá pues que poner el foco en todos los aspectos del diseño que luego inciden de manera directa en ese SEO que tanto ocupa y preocupa.

4. Las cabeceras, uno de los puntos más destacables del diseño

Si tenemos en cuenta que una web es esa tarjeta de presentación, no será extraño que digamos que la cabecera será en lo primero que nos fijemos. La cabecera, por lo tanto, es uno de los factores en los que ese diseño tiene que echar el resto. Captar su atención entrada es la única manera de hacer pasar a un usuario hasta nuestro sitio. Tienen que querer pasar, y ¡quedarse!.

5. Una web responsive

Teniendo en cuenta la cantidad de dispositivos desde los que nos conectamos al cabo del día a Internet, no será tampoco nada extraño que incluyamos este factor en esta lista de claves. Tendremos que hacer un diseño versátil y funcional; es decir, tendremos que apostar por un diseño que se adapte a los distintos formatos. De nuevo, una clave relacionada con captar la atención y hacer que un usuario no solo pase, sino que se quede a navegar.

El buen diseño web es indispensable para triunfar a nivel de marca y para posicionarnos en Google.  Estar al día en las tendencias en este sentido será imprescindible. 


¿Crees que falta algún punto destacable en el diseño de una página web?


Sin comentarios

Añadir un comentario